05/10/2022

La vacunación es la mejor protección contra la neumonía

Si no se detecta a tiempo la neumonía puede ser mortal, especialmente entre los menores de cinco años y las personas de edad avanzada, señaló la jefa del Servicio de Neumología Oncológica del Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias (INER), Renata Báez Saldaña.

En entrevista, la especialista señaló que en México este padecimiento se ubica entre las primeras 20 causas de muerte y explicó que la neumonía es un proceso infeccioso de los pulmones provocado por bacterias, virus u hongos, que se caracteriza por la presencia de fiebre alta, escalofríos, dolor de cabeza, tos, expectoración y dificultad para respirar.

Comentó que durante la temporada invernal este padecimiento se presenta con mayor frecuencia, por lo que recomendó a la población tomar medidas preventivas para no enfermar.

Báez Saldaña indicó que la vacunación contra el neumococo y la influenza estacional es la mejor forma de reducir el riesgo de contraer neumonía, por ello, es importante inmunizar a los niños y a los adultos mayores.

Recomendó a la población no automedicarse y consultar un médico ante cualquier cuadro respiratorio, a fin de obtener un diagnóstico certero, pues es común que el paciente no preste atención a los síntomas.

La falta de atención médica puede complicar la enfermedad, sobre todo en niños y adultos mayores, quienes al tener disminuido su sistema inmunológico, sus defensas no responden adecuadamente ante el agente patógeno, significando un riesgo para su recuperación.

La neumonía causada por el neumococo se transmite a través de las gotas de saliva que expulsa la persona infectada cuando estornuda o tose. Hay estudios que señalan que hasta 40 por ciento de la población puede alojar esta bacteria en la garganta, sin embargo, no desarrolla la enfermedad, pero sí puede contagiarla.

Destacó que en el INER la neumonía se ubica como la segunda causa de atención en el servicio de urgencias, y el primero en mortalidad, por lo que se considera un grave problema de salud pública.

La especialista reconoció que desde 2009, cuando se registró el brote de influenza A H1N1, la población adquirió una cultura de prevención, la cual no solo reduce los casos de neumonía, sino los padecimientos respiratorios en general.

Recomendó aplicar estas medidas a quienes padecen infección respiratoria:

  • Lavado de manos frecuente con agua y jabón o uso de alcohol en gel.
  • Vacunarse contra el neumococo e influenza estacional.
  • La forma correcta al toser o estornudar es cubriéndose la nariz y boca con el ángulo interno del brazo (estornudo de etiqueta).
  • Uso de cubrebocas.
  • No escupir. Si es necesario expulsar las secreciones hacerlo en un pañuelo desechable y meterlo a una bolsa de plástico y tirarla a la basura.
  • Ventilar y permitir la entrada de sol en casas, oficinas y cualquier lugar de reunión.
  • Evitar acudir a lugares concurridos.
  • Si es posible, mantenerse en casa hasta la recuperación.
  • No automedicarse y visitar al médico.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.