Convenio con hospitales privados libera 2 mil 500 camas adicionales para COVID-2019, anuncia AMLO

Sectores público y privado suman recursos y voluntades para hacer frente a la emergencia sanitaria por la pandemia de COVID-19, anunció el presidente Andrés Manuel López Obrador desde Palacio Nacional.

Del 23 de abril al 23 de mayo, 146 hospitales privados de 27 entidades federativas, adscritos a la Asociación Nacional de Hospitales Privados y al Consorcio Mexicano de Hospitales, atenderán a personas usuarias y derechohabientes de instituciones públicas de salud.

“El que ya tenía una cita para ser atendido en el Issste, en el Seguro, se le va a informar en dónde ahora va a ser atendido. Esto nos va a permitir liberar espacios en hospitales públicos para estar preparados y, cuando se nos presente el momento más crítico, tengamos todas las camas, todos los equipos que se necesiten para salvar vidas.”

Durante la firma del convenio, el primer mandatario destacó que se trata de un acto de solidaridad del sector privado en este momento de emergencia sanitaria:

“No es un convenio con fines de lucro, eso es muy importante señalarlo, cosa que agradezco mucho a los dueños de los hospitales privados, porque no van a obtener utilidades como en una situación normal; por la emergencia, ahora ellos ofrecen sus instalaciones a los costos mínimos.”

Durante su intervención, el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard Casaubon, dijo que la iniciativa Todos Juntos contra el COVID-19 tiene como propósito integrar el trabajo de hospitales públicos y privados en un solo Sistema Nacional de Salud.

Consiste en la aportación de tres mil 115 camas en hospitales privados para atender usuarios o derechohabientes de IMSS, Issste, Insabi, Pemex, Sedena o Marina en el segundo nivel para casos como parto, embarazo, puerperio, cesáreas, enfermedades del apéndice, hernias o úlceras gástricas y duodenal complicadas, endoscopías, algunas urgencias abdominales, entre otros.

Esto permite concentrar los esfuerzos del sistema público de salud en la atención adicional de 12 mil 500 pacientes por COVID-19 que requieran hospitalización. Agregó que el gobierno federal aplicará la misma tarifa que cobran instituciones como IMSS o Issste, por lo que los pacientes no tendrán que pagar estudios médicos, tratamiento ni medicinas.

El secretario de Salud, Jorge Alcocer Varela, informó que este acuerdo permite mantener la atención a pacientes con problemas de salud ordinarios en este momento de emergencia sanitaria:

“Los mexicanos y las mexicanas necesitan tener tranquilidad, confianza y seguridad de que el gobierno seguirá cuidando su salud y bienestar.”

Mario González Ulloa, presidente de la Asociación Nacional de Hospitales Privados, habló también en representación del Consorcio Mexicano de Hospitales para enfatizar que la firma del convenio muestra la convicción de sumarse a la estrategia del Sistema Nacional de Salud para atender la pandemia, ya que aportarán infraestructura, materiales, equipo médico y capital humano.

Subrayó que, al mismo tiempo, los hospitales privados continúan ofreciendo atención a todo tipo de padecimientos, incluyendo lo relacionado con COVID-19.

“En este momento debemos generar unión entre todos los mexicanos y centrarnos a lo realmente importante, que es privilegiar la vida de cada persona que habita esta gran nación. Señor presidente, le reitero nuestra disposición, compromiso y solidaridad absoluta para apoyar a México hoy y siempre.”

El jefe del Ejecutivo federal recordó que, gracias a que México cuenta con finanzas sanas y se aplican medidas de austeridad y combate a la corrupción, existe presupuesto suficiente.

“También decirle a la población que estos servicios, no sólo la atención médica, sino los medicamentos, todos los estudios serán gratuitos. Es el derecho a la salud lo que consagra el artículo 4º de nuestra Constitución. No sólo a los que tienen seguridad social, a toda la población, a ricos y a pobres, es un derecho universal.”

En ese contexto, agregó que este día se espera respuesta del gobierno de Estados Unidos a la solicitud de compra de ventiladores y monitores, y el próximo miércoles los cancilleres de México y China se reúnen en videoconferencia para continuar las gestiones para la adquisición de equipo e insumos médicos.

“A pesar de que hay escasez en el mundo y hay, desgraciadamente, especulación, alza de precios, por nuestras buenas relaciones en lo internacional con otros gobiernos estamos recibiendo apoyo.”

El presidente agradeció a quienes laboran en el sector salud, tanto del sector público como privado, que se desempeñan como camilleros, especialistas, personal de enfermería, médicas, médicos y trabajadores sociales:

“No se podría lograr nada sin los trabajadores de la salud; por eso, nuestro reconocimiento y el llamado respetuoso a toda la población para cuidar al personal de salud, respetarlo, quererlo.”

El primer mandatario estuvo acompañado por:

  • Jorge Alcocer Varela, secretario de Salud.
  • Marcelo Ebrard Casaubon, secretario de Relaciones Exteriores.
  • Luis Cresencio Sandoval González, secretario de la Defensa Nacional.
  • Claudia Sheinbaum Pardo, jefa de Gobierno de la Ciudad de México.
  • Hugo López Gatell Ramírez, subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud.
  • Juan Antonio Ferrer Aguilar, director del Instituto de Salud para el Bienestar.
  • Luis Antonio Ramírez Pineda, director general del Issste.
  • Zoé Robledo Aburto, director general del IMSS.
  • Ricardo Sheffield Padilla, titular de la Procuraduría Federal del Consumidor.
  • Mario González Ulloa, presidente de la Asociación Nacional de Hospitales Privados.
  • Olegario Vázquez Aldir, vicepresidente de la Asociación Nacional de Hospitales Privados.
  • Javier Potes González, presidente del Consorcio Mexicano de Hospitales.

    /cms/uploads/image/file/577399/tel.jpg

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.