La inteligencia no se hereda, pero con los elementos necesarios se puede estimular

Dafne es una jovencita mexicana de 17 años que este año se fue a estudiar una maestría en matemáticas en la Universidad de Harvard. Ella desde muy pequeña demostró su inteligencia y con el apoyo de su familia fue enviada a los mejores colegios por lo que pudo desarrollar mejor su inteligencia y ahora es una digna representante de nuestro país en esta prestigiada universidad.

La historia de Dafne nos hace preguntarnos ¿Cuántos niños con un coeficiente intelectual elevado no están siendo detectados en nuestro país?, según datos dados a conocer por el articulo Pistas para reconocer a un niño superdotado, “se conoce que alrededor de un 3% de la población escolar es superdotada, (más de 300.000), de los cuales el 70% tiene un bajo rendimiento académico y un 45% sufre fracaso escolar”.

Desafortunadamente aquí, en nuestro país no tenemos la capacidad de detectar a los niños superdotados como Dafne y esto se debe muchas veces a que ignoramos las señales que nos dan los niños y no nos damos cuenta de que solo necesitan un impulso, por lo que al final muchos de estos niños ni siquiera llegan a graduarse y se pierde todo.

Y es que no basta solo con detectarlo ya que en otro artículo titulado La inteligencia, ¿se hereda?, se señala que de la inteligencia solo se hereda la agilidad cognitiva, pero a la par de eso hace falta trabajar otros aspectos como el juicio, calculo, atracción, integración, memoria, razonamiento, capacidad de invención, etc.

Además, algo que está demostrado es que la terapia de regeneración celular a base de inductores, descubierta por el doctor mexicano Gerardo Martín González López, es una gran aliada a la hora de mejorar estos aspectos, pues estudios revelaron que se pueden multiplicar las neuronas en adultos, mucho más en niños.

Y si a esto se le agrega la detección temprana y una buena estimulación, se puede lograr que tengan un nivel más alto de funciones neurológicas superiores.

Cabe mencionar que niños que tienen un retraso psicomotor o parálisis cerebral luego de someterlos a la terapia de inductores de células madre han mejorado significativamente su IQ y funciones neurológicas, entonces, si eso pasa en niños que tienen una enfermedad, los resultados en niños con “inteligencia normal” serían extraordinarios.

Es importante que desde el desarrollo temprano se comience a estimular con la terapia para que se desarrollen bien, a la par de trabajar con ellos en las escuelas correctas para así lograr que muchos de estos niños, que se iban a quedar con un coeficiente intelectual dentro de un rango normal, puedan alcanzar uno más alto.

1 comentario

  1. Es muy Lindo leer que una BUENA Familia Ayudo a su Hija Hoy la Hija va rumbo al triunfo de su vida con la CABEZA muy en Alto. En Cambio, lo que Alfredito VIVIO en su casa; lo ha estado desarrollando MAGISTRALMENTE, como Alcalde de Huixquilucan se APROPIO de 1.5 Millones de EUROS y rapidito los fue a depositar a Andorra. Igualito a sus TATAS con chequera de Banca Extranjera: En cambio el Sr. Presidente Andrés Manuel López Obrador mostro su carterita con Billetitos Mexicanos

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.